martes, noviembre 16, 2010

LAS MEJORES CANCIONES DEL ROCK PERUANO: PUESTOS 40 - 31



Puestos 40 - 31 (con Bonus Track)




40. Tronador - Rafo Raez (El loco y la sucia, 1998)




“Tronador” es la canción que da inicio al “El loco y la sucia”. (Recordado por tener en el cover del CD a Rafo y sus músicos como dibujos mangas). Aunque ya con anterioridad había aparecido en el excelente cassette “Educación para el desempleo” de 1997 (Que salió a la luz junto con una edición de la revista “Flecha en el Azul. El cassette recogía las mejores canciones de su primer álbum, novedades y rarezas). “El loco y la sucia” sugirió un guiño al mercado comercial, el mismo que se dio fácil luego del aclamadísimo “Suicida de 16 y otras canciones” (1995). El mismo Rafo sabía que después de su tan auspiciado debut, la plataforma comercial estaba presta para aceptar su nuevo trabajo (siempre y cuando, claro está, “suavizara” su música un poquito). Y así lo hizo. “El loco y la sucia” puede ser su álbum más cercano al término pop (y por ende, también el más radiable de su discografía). Sin embargo, a sabiendas de esto, Rafo sembró en el álbum letras que planteaban la eterna dicotomía entre ser un artista comercial (un producto) y ser uno que aporte calidad sin interesarle “venderse”. Rafo fue muy inteligente. Le dio a los críticos el sonido que deseaban, pero se las arreglo para dejar su manifiesto al respecto en las letras. “Tronador” es una clara muestra de esto. Posteriormente, en su siguiente placa, Rafo decidió suicidarse comercialmente realizando adrede su álbum más crudo y contestatario: “Mueranse” (1999). Estaba decidido a regresar al subte (o a lo que quedaba de este). No sería hasta su unión con “Los Paranoias” (álbum “Camisa” del 2003) que reevaluaría su posición. Aunque ya las puertas de las radios ya estaban del todo cerradas para él.













39. Desaparecer – Zen (Zen, 2002)




Algo curioso: mientras la otra canción de Zen que aparece en este ranking pide “Quédate”, esta proclama todo lo contrario: “Desaparecer”. (En todo caso, ambas se remiten a una relación amorosa con desenlaces distintos). Zen, junto con Libido y los budines de TK, fueron los grupos peruanos más famosos de comienzos de la década gracias a la apertura de MTV Latino a países hasta entonces marginados. (Recordemos que antes solo existía una sola MTV Latino que preponderaba a los grupos de México y Argentina sobre los demas. Posteriormente, cuando se creó una variante de MTV Latino, llamada “Centro”, se volteo mas la mirada a los grupos andinos; y cuando observaron Perú encontraron de pie a los mencionados). “Desaparecer” data justamente de esa época en su mayor climax. (Y de la época en la que el gordito Percy Cespedez, realizador de videos, hizo un negocio redondo con cuanto grupo quería aprovechar y salir en cable). El éxito a veces se trata de eso: estar presente en el momento indicado. Pero también es cierto que no todo lo exitoso es bueno. Muchas bandas peruanas encajan con total seguridad en esto último. En todo caso, hago hincapié a este primer momento en que una generación de grupos peruanos pudo internacionalizarse al menos por la TV. Lo que tanto buscaban en los ochentas (e incluso noventas) grupos como Rio o solistas como Miki Gonzales (de ahí la gran cantidad de videos que tienen ambos en esa época) sólo pudo realizarse recién hace menos de diez años y por una nueva carnada de rockeros. Ahora MTV es un canal de teleseries con cortes musicales, donde todo, pero todo, puede sonar. (Salir actualmente en MTV no es ningún logro artístico). Jhovan Tomasevich (con más seguidoras que seguidores) fue el líder de la banda y es un fanático de U2 como yo. Actualmente es el cantante de una de las bandas de covers de U2 en Lima. Lo pude ver hace cuatro años en las graderías del River Plate la última vez que los irlandeses tocaron en Sudamérica.













38. Cuando pienses en volver – Pedro Suarez Vertiz (Play, 2004)




Cada vez que observo o escucho a PSV declarar sobre cualquier tema paro la oreja. Y es que sus comentarios atraviesan lo más complejo del absurdo. A tal punto que cuando veo que le van ahcer un reportaje, siento que lo quieren es que muerda el palito y suelte una rocaza. Algunas que recuerdo: “Fujimori es como los Beatles” (lo dijo cuando le preguntaron sobre la pasividad de los rockeros peruanos ante la dictadura); “La selección nacional debería estar conformada por todo el equipo del Cienciano” (a raíz que el cuadro imperial derrotara a Boca en la supercopa sudamericana); “Tengo esta pinta de drogado porque vende” (cuando le consultaron si había alguna vez consumido marihuana). Nadie le va a negar a PSV su extensa trayectoria como músico, pero si es criticable que sabiendo todo lo que sabe se haya limitado a exploraciones fáciles y tan convencionales. Da la impresión de ser un artista que nunca arriesgo con su música. “Cuando pienses en volver” se encuentra en su álbum “Play” del 2004. “Play” es el primer álbum donde Pedro ya no quiso hablarle a las tetas o culos de las mujeres. “Cuando pienses en volver” es todo un himno para los inmigrantes peruanos, y contra todo pronóstico, se apunto un hit generacional (que ha sido el gran pasivo de nuestros músicos). Pedro tiene como merito haber sido el primer rockero peruano en firmar por la Sony, en épocas donde siquiera la industria discográfica nacional apostaba por los artistas de rock.













37. Tirando dedo – Los Shains (Docena 3, 1968)




A mí siempre me ha causado espina ver a Gerardo Manuel en cuanto especial de rock haya. Principalmente porque siempre he creído que tiene conceptos desfasados del mismo. Pero don Gerardo es como el Wicho de los ochentas. Un metidazo en cuanto grupo de su generación haya existido. No solo fue cantante principal de “Los Shains”, sino también de The (St. Thomas) Pepper Smelter (que manía de utilizar el idioma ingles en esa época), e incluso, fue cantante y fundador de “Los Doltons”. (Es más, es Gerardo Manuel quien les puso el nombre). Las malas lenguas dicen que fue el mismo “boss cholo” quien se encargo de difundir uno de los mitos de la historia del rock peruano: que la canción “El último beso” (“por qué se fue, por qué murió, por qué el señor me la quito”) de “Los Doltons” pertenecía a ellos y que fue él quien la compuso. Si bien es cierto que tal mito es recontra falso (“El último beso” es un cover más de los tantos que hay en el mundo de la canción “Last Kiss” del grupo J. Frank Wilson and The Cavalliers de 1964) tampoco creo que haya sido Gerardo Manuel el responsable de publicitar tal cosa. Recordemos que cuando “Los Doltons” alcanzan la fama, Gerardo Manuel ya había sido reemplazado por Cesar Ichikawa. (Incluso es este ultimo quien canta “El Ultimo beso”) Ahora ¿por qué fue reemplazado Gerardo? Sucede que “Los Doltons” entendieron que era momento de cantar canciones en español y ya no en ingles (cosa que Manuel no estaba muy de acuerdo). Pero mas allá de eso, hay que reconocerle al viejo haber vivido como ninguno la década de los 60 del rock peruano. Su compinche, y principal compositor de “Los Shains” es, el ya mentado en este ranking, “Pipo” Ego Aguirre. Y digo “es” porque “Los Shains” se volvieron a reunir en el 2005. Desde entonces siguen salatndo por ahí en cuanto show los inviten, junto con sus bailarinas vestidas como Los Picapiedras. Muy simpatico.













36. Distancias – Leusemia (Al final de la calle – Los Sótanos de la Angustia, 2000)




Leusemia es una mítica banda de rock en el Perú. No vengo a descubrir la pólvora. Su importancia en el subte es muy reconocida. Sin embargo, Leusemia podría ser un mito tan grande -y sobredimensionado- que la canción de “Los Doltons”. (Por favor, a tomar con pinzas mis palabras). Los Leusemia se fundan como trío a comienzos de los ochentas, muy influenciados musical y estéticamente por The Ramones. A partir de ahí se vuelven uno de los grupos caseritos dentro de los nacientes locales underground de la ciudad. (Digamos que eran el típico grupo de extraños que no faltaba a ninguna tocada). Llamaba la atención su performance desfachatada compuesta de canciones propias y en español (imagínense, es recién a comienzos de los ochenta que el rock peruano decide por fin pensar las canciones en español y no en un idioma extranjero). Los Leusemia, con su temperamento, características y ubicuidad, terminaron creando el llamado subte peruano (que a la postre sería el lugar de nacimiento de nuestros mejores rockeros). Reconozcamos que el subte marca un antes y después dentro de la historia del rock peruano. De ahí la trascendencia de Leusemia como un grupo influyente dentro de su generación y las venideras. Sin embargo, hay algunas cosas que también deben quedar claras respecto a Daniel F y compañía. Ellos en los ochentas no sacaron ningún disco, y sus maquetas en vivo de esa época son terriblemente malas. Como comprenderán es difícil mitificar de grandiosa a una banda sin ningún disco y cuyas pocas grabaciones son malísimas. Personalmente creo que los mismos Leusemia piensan algo parecido, razón por la cual su primer álbum - recién aparecido en 1995-, se llama “Asesinando al Mito”. Dentro de los fans de Leusemia, los más antiguos, siempre he percato que defienden el mal sonido del grupo en vivo de esas épocas por ser víctimas de “una mano negra” (alguien del “sistema” que quería sabotear el concierto de los Leusemia). Esto es una tontería. Los Leusemia podían ser una banda anárquica y todo, pero su influencia en la sociedad peruana, en sentido estricto, fue nula. ¿De que el sistema podría haberse preocupado de Leusemia? ¿Acaso eran “Los Prisioneros”, quienes con menos lisuras, ponían en jaque al gobierno de turno chileno y que sí, realmente, influenciaban en la opinión joven? Y esto es, justamente, otro punto en contra para los Leusemia. ¿Dónde estaba nuestra banda insignia del rock subterráneo en la dictadura de Fujimori? No tienen ninguna canción al respecto ¿Acaso se les acabo el espíritu rebelde que hasta ahora, a sus casi 50 años, Daniel F y compañía pretenden seguir mostrando? El no haber podido aportar una canción generacional es la gran deuda de Leusemia. Desaparecerse durante la época donde más se esperaba su rebeldía es su mayor pecado. Por tales cosas, su “grandiosidad” es más que todo un mito que una realidad.













Bonus Track: Escape en un simulador de vuelo – Theremyn_4 (Lima/Tokio/Lima, 2004)






Los Theremyn_4 están conformados por los DJ José Gallo y Nicolás Miranda. Son un dúo a lo Chemical Brothers en todo sentido. A parte de tener una carrera fructífera en corto tiempo, han logrado el primer álbum de remixes del rock peruano. Tambien tienen otro con participaciones vocales en los temas mas conocidos de ellos (Donde participa incluso el famoso DJ peruano asesinado en España Coco Cielo). Genial Bonus Track.










35. Mascaras – La Banda Azul (Cuestión de lugar, 1987)




Esta banda me la paso mi hermano Jorge. La Banda Azul originalmente fue un trío formado por Miguel “Coyote” Denegri, Edgar Cuentas y Augusto Castro. Posteriormente se les uniría Chama Orlandini (quien canta, justamente, “Mascaras”), Wicho, Nina Mutal y Selma Mutal (aunque nunca todos estuvieron al mismo tiempo). Esta banda, especialmente en este disco, pueden haber marcado la primera experiencia pop – rock peruano al estilo español (que posteriormente seguiría con una elaboración mayor y mejor, grupos como Mar de Copas y La Liga del Sueño en los noventas).











34. El Duelo – Autobús (Autobús, 2008)




Esta es la canción más reciente que tiene el ranking. Y también con el sonido rock más fresco. (Muy parecido a lo que hacen los Kings of León y por donde el rock actual va dirigiéndose). Dependerá del tiempo, y de Autobús, que siga escalando posiciones. El video de esta canción fue realizado con los conductores del programa de CMD “Entre Titulares”.













33. Carol quiere un viaje a Londres – Grupo Rio (Rock and Qué, 1994)




El grupo Rio nos tiene acostumbrados a mandar “mensajes a la conciencia” a través de canciones simples y ridículas. Por ejemplo, tenemos en ese rubro a la insufrible “A la droga dile no” (presente si o si en el Anti Ranking del rock peruano, junto con algunas de Arena Hash y casi todas de Los Nosequien y Los Nosecuantos), “La Universidad”, “Televidente”, y por supuesto, “Al norte de América” (“tremendo himno” sobre la colonización –con cuenta progresiva incluida-). Sin embargo, cuando dejaron atrás esa divergencia entre dar un mensaje serio y la poca audacia para construir melodías, han producido rolas aceptables. “Carol quiere un viaje Londres” es un buen ejemplo de ello. Esta canción está incluida en el disco “Rock and Qué” de 1994. Es interesante acotar que a mediados de los noventa las principales bandas comerciales ochenteras lanzaron sus trabajos más serios –en gran medida por el auge de las bandas “alternativas” de la época (Mar de Copas, La Liga del Sueño, Dolores Delirio, Rafo Raez). Lamentablemente para ellos, tal momento represento también su desaparición en las radios nacionales. (Moraleja: Los buenos trabajos no llaman masas.) Los Rio están conformados por Cucho, Pocho y Chachi. Su nombre, según ellos, se debe a las siglas de “Royal Institution Orchestra” (jajaja eran algo así como los OMD cholos). La verdad es que se llaman Rio porque ensayaban, hasta ahora, en la Calle Rio de Pueblo Libre.













32. Alma de 80´s – Pelo Madueño (Ciudad Naufragio, 2004)




Pelo es un gran músico. Su trayectoria y calidad de composiciones (sacando de lado esa bazofia de álbum de “Pataclaun” que compuso) lo demuestran. Proveniente de una familia de músicos, Pelo nunca se pregunto qué quería ser en la vida. Cuando “La Liga del Sueño” se separa, Pelo radica en Madrid (un sueño español que perseguía de siempre) y lanzo su primer álbum como solista. Guillermo “DJ Yakana” me comentaba en una de las entrevistas que realice para armar este ranking que las ultimas décadas del rock peruano eran tematicas. Así, el tema de la década de los ochentas era la rebeldía, la de la década de los noventas era el amor, y en esta década era la nostalgia. Quizas esta sea la mejor canción que pueda ejemplificar esto ultimo.













31. Posesiva de mi – Del Pueblo Del Barrio (Del Pueblo… Del Barrio, 1985)





Del Pueblo Del Barrio es todo un clasico dentro de la escena rockera peruana. Fueron la banda precursora del llamado “Agustirock”. Fueron también los primeros en abrir las puertas del subte a algo más allá del rock o el punk. Introdujeron sonidos andinos, negroides y hasta tropicales en su música. Los Del Pueblo y Del Barrio literalmente eran un bandon. (Y es que necesitaban serlo para mezclar en vivo todas sus influencias). Su formación mas recordada son con Piero Bustos (Voz), Ricardo Silva (vientos), Chano Diaz Límaco (charango),Toño Lertora (teclados), Franx Edgar (Bajo) y Chito Linares (guitarra). Actualmente separados (unos tocan con el nombre de “Del Pueblo” y otros antiguos integrantes con el nombre de “Del Barrio”), fueron sin dudas la mejor banda de rock peruano de las década de los ochentas. Salvaguardando las distancias, “Del Pueblo Del Barrio” era nuestro Pink Floyd. Quiero detenerme un rato en el termino “influencia” que he utilizado líneas arriba. Creo qued espues de escuchar al menos 20 canciones de este ranking, queda claro que el rock peruano es aun sumamente influenciado, no pudiendo destacar una música propia. Bueno, en “Del Pueblo Del Barrio” la excepción se hace presente. A pesar de las diversas musicas que influyen en su sonido, el resultado final es tan propia que podría ser lo más cercano a una definición estricta de rock peruano. Aquí tocan “Posesiva de mí” en el ya desaparecido “Gran Estelar de la Feria del Hogar”.














La proxima semana puestos 30 a 21...

3 comentarios:

  1. Anónimo7:56 p. m.

    uaa...... algunas canciones recien las escucho xD... soy de la generacion de la nostalgia... ohhh!!

    ResponderEliminar
  2. amigo pab. estás totalmente ekivocado con respecto a leusemia.
    ke no se hizo nada durante el fujimorismo? su 1er disco en el '95??? las maketas de daniel, malas?????
    por favor, se nota (muy) claramente ke no has escuchado sus discos o el origen de algunas de sus canciones.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo10:36 p. m.

    PEDRO Suarez-Vertiz, El Mejor

    ResponderEliminar